11/2/19

No pretendamos que las cosas van a cambiar si nos apegamos a la rutina y siempre hacemos lo mismo. La crisis es la mejor bendición que puede amparar a las personas, porque la crisis trae progresos. La creatividad nace de la angustia como el día nace de las noches frías.

 El problema de las personas es la pereza para encontrar las salidas y soluciones. Sin desafíos la vida es una rutina, una lenta agonía